Reproducción equina

Artículos de reproducción en caballos

Recuperación de semen equino tras la muerte del caballo




El semen del semental equino puede ser recogido por varias técnicas: vagina artificial, electroeyaculación,  condón, colector cervical, electroeyaculación y/o la recuperación de los espermatozoides  de epidídimo. Cuando el semental está en muy malas condiciones, enfermo, muriéndose o acaba de morir (hasta 24 horas después de la muerte) las posibilidades se reducen. La electroeyaculación en sementales no es recomendable debido a los riesgos tanto para los animales y para el operador. 


En cuanto a su recuperación desde epidídimo, existen varios métodos: la flotación, donde el epidídimo en rodajas se coloca en medio diluyente o el lavado retrógrado de la cola a presión que  es  generada por una jeringa conectada al conducto deferente. Martínez-Pastor y cols. (2006) compararon el lavado retrógado y flotación y obtuvo un mayor número de espermatozoides mediante lavado retrógrado. Además,  la muestra obtenida mediante esta técnica no presenta contaminación con otros tipos de células. La técnica modificada de lavado retrógado  consiste en la separación de  testículo-epidídimo complejas, la eliminación de los tejidos circundantes por disección de tejido conjuntivo y el enderezamiento total del conducto del epidídimo. Después de esto, el conducto se parte en tres partes para facilitar el lavado. Los fragmentos se colocan verticalmente y se realiza el lavado  por la inyección de diluyentes en la parte superior de la luz hasta que los espermatozoides son recuperados en la extremidad inferior. Esta técnica permite la recuperación de un mayor número de espermatozoides en comparación con una colección única con vagina artificial.  

Estos espermatozoides permanecen viables a temperatura ambiente  durante 24 horas después de la orquidectomía y pueden ser  utilizados para la inseminación artificial con semen fresco o congelado. Se ha demostrado que los espermatozoides obtenidos de epidídimo semental después de la dilución  con diluyentes adecuados tienen motilidad progresiva similar a la obtenida por los espermatozoides artificiales  la vagina, aunque después de la congelación y descongelación, la fecundidad es mucho menor en comparación con el esperma eyaculado  Bruemmer y cols (2002) probaron la crioconservación de esperma recogido de epidídimo. Después de la recolección, la mitad de las muestras fueron congeladas directamente y la otra se almacenaba  durante 24 horas a 5ºC antes de congelarla también. Estos  autores observaron que el almacenamiento a 5 ◦ C no afecta a la movilidad total y progresiva, en comparación  a las muestras que habían sido directamente congeladas.  James y cols. (2002) almacenan espermatozoides de epidídimo de un total de 17 sementales a 4ºC hasta 96 horas. Las muestras fueron  analizaron cada 24 h (motilidad progresiva y la viabilidad basada en tinción con eosina-nigrosina/fast-green) viéndose que tanto la motilidad como la viabilidad disminuyeron significativamente entre dos períodos consecutivos. El uso de dosis bajas de espermatozoides del epidídimo, en inseminaciones histeroscópicas ha  dado lugar a mayores tasas de embarazo en comparación con la inseminación en cuerpo uterino (Morris et al.  2002).

En el primera  experimento con semen congelados-descongelados epidídimo de sementales, sólo una yegua (14%) de  siete yeguas inseminadas quedó gestante (Barker y Gandier, 1957). Morris (2004) publicó recientemente un 45% de gestación con inseminaciones con 200 × 106 de espermatozoides epididimarios frescos vía histeroscópica.  Usando la misma dosis, pero congelada, el autor obtuvo  las tasas de gestación de 18 y 8% cuando inseminó yeguas por  histeroscopia o  de manera convencional, respectivamente. Papa y cols (2008) obtienen un 66% de tasas de gestación con semen congelado de epidídimo.

  1. Los testículos / epidídimos se procesan en fresco o se almacenan durante la noche a 4-7 º C.
  2. Se disecciona la cola del epidídimo acompañada de unos 7 cm. de conducto deferente, del testículo y restos de tejido conjuntivo.
  3. Se inserta una cánula roma en la abertura del conducto deferente y se lava con suavidad con diluyente precalentado (37 ° C). El resultado es una suspensión de espermatozoides muy concentrados que debe rediluirse en proporción 1:1 con más diluyente, antes de calcular la concentración y volver a diluir si es necesario hasta alcanzar una concentración final de a una concentración final de aproximadamente 100 x 106/ml.

 
Posts RSSComments RSSBack to top